¿Quién es?

Además de ser profesor de dibujo artístico y equitación, es un apasionado del motociclismo. El último alumno de Valeria en el PRE, aunque no el más joven, conocido como El Pequeño Ángel. 

A pesar de los años transcurridos, sin embargo, aún no se ha graduado como Amo del PRE. A su regreso, Valeria le propone como un miembro indispensable en su nuevo proyecto; La Élite.

Nacido en 1978, en alguna parte de Inglaterra, proviene de una familia humilde y se queda solo con la tierna edad de 6 años. Desde entonces entra en centros de acogida que encuentran familias para él, pero Eric es un niño problemático que no se ajusta a la vida en familia y, cuando llega a la adolescencia, decide vivir por su cuenta. Los problemas que de por sí tiene se suman a esta vida que ha elegido llevar, usando el sexo como aliciente para que las mujeres que encuentra en su continuo viaje le mantengan.

Hasta los 16 años, cuando su forma de vida le lleva a París y comete el error de tentar a quien no debe. Es cazado y encerrado en La Escuela durante meses, donde se dan cuenta de que, a pesar de su atractivo, Eric no es en absoluto un siervo sexual rentable. Sus problemas psicológicos hacen de él un peligro en potencia cuando pierde el control, dado que cuando no controla sus pesadillas llega a ser de lo más agresivo.

En 1994, Valeria le da una oportunidad cuando está a punto de desaparecer y lo incluye como alumno suyo en el PRE. Le da la opción de ganarse la vida como artista y como Amo en su programa de rescate extremo, PRE, pero no acaba su instrucción. A día de hoy, Eric aún tiene problemas para mantener el control, por lo que no ha conseguido su alta como Amo del PRE. Sin embargo, el regreso de Valeria significa una segunda oportunidad de convertirse en un Amo controlado cuando conoce a su primera alumna: Amanda Vázquez. Ella será una alumna de La Élite, el nuevo proyecto de Valeria, y Eric deberá controlar a su demonio si quiere ser parte del proyecto que nunca abrirá sus puertas si él no forma parte como Amo.

La Calma.

Quizá, para otros Amos dentro del PRE, la calma es algo así como un premio a sus buenos actos. Sin embargo, para Eric es un pilar en su vida que necesita de todas las maneras posibles para no perder el control. Expresarse de forma artística es la principal, así como no sentirse solo, no enfardarse o liberar la tensión sexual que sus pensamientos más oscuros generan. Su trabajo como Amo, para él, es una lucha constante contra su demonio interno que, según la situación, puede llegar a causarle verdaderos problemas cuando el Negro nubla su mente. Los juegos, la música, el amor y sus aficiones son la única ventaja que tiene para mantener esa calma que para él es tan necesaria. Más cuando debe lidiar con su cometido como Amo, ya que eso le exige un manejo de su control constante para no sobrepasar los límites de sus alumnas y, sobre todo, no dañarlas sin pretenderlo.

 

Frase célebre del personaje.

Shhh... Calma, nena. Calma.

Su carácter.

Según estemos hablando de Eric el Blanco o Eric el Negro, tal y como denominan los que le conocen a ambos aspectos de su dispar carácter bipolar, son dos personas muy diferentes. Más si su trabajo como Amo y artista no tiene un equilibrio o si Eric no tiene la calma que tanto necesita.


Eric el Blanco

Si este es el caso, podéis estar más que tranquil@s. Eric, cuando está calmado, es cariñoso, amable y un verdadero encanto que adora los baños calientes, los juegos y, sobre todo, es un Amo divertido, atento y detallista.

El arte es su vía de escape, así como la equitación, y es en estos momentos de paz en los que puede ser él mismo. Usa esas habilidades en muchas ocasiones, además, para su lucha interna contra Eric el Negro y las pesadillas que se hacen reales cuanto más enfadado está o cuando más solo se siente. Necesita calmarse de forma constante.

 

Eric el Negro

En el momento en que Eric pierde el control, se vuelve tan peligroso como agresivo. No es consciente de lo que su mente hace con su cuerpo llevado por el miedo, la ira o el odio, y esos momentos de descontrol se acentúan si por cualquier motivo, Eric no tiene la calma que necesita. La única manera de parar a su demonio interno, tal y como hizo Valeria en su día, son sus castigos y la lucha que lleva a cabo a diario Eric el Blanco para mantenerse estable y no perder el control.

Amanda Vázquez, alumna de Eric Freixas

Eric el Negro, de igual manera, también influye en más de una ocasión en sus actos conscientes, por lo que debe centrarse en sus habilidades como artista continuamente para sacar de su mente esas imágenes fruto de su peor faceta que dan pie a que Eric el Blanco pierda la batalla y se libere su otro yo, poniendo en peligro a quien se encuentre a su alrededor o haya cometido el error de hacerle perder los estribos de cualquier manera.

Gracias por tu visita

  • Black Facebook Icon
  • Black Blogger Icon
  • Black Instagram Icon
  • Icono Social Amazon
  • Black YouTube Icon
  • Twitter básica Negro
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now